globalizacion

Cross Trade

La globalización de los mercados ha impulsado la creciente tendencia de concertar el suministro integral de productos entre un proveedor y su cliente en las operaciones de compraventa internacional.

Por este motivo, las empresas exportadoras han incrementado la adquisición de componentes y artículos complementarios en distintos mercados –en países alejados de sus centros de producción–, que han de hacer llegar a su cliente en un mismo tiempo y de manera consolidada.

Así, estos productos, sin pasar por ningún otro proceso productivo y viajando necesariamente por rutas distintas, se integran en operaciones triangulares o de cross trade que se deben entregar al cliente final junto con el producto principal que se exporta, como si se tratara finalmente de una sola expedición.

MAYOR SERVICIO CON MENORES COSTOS Y TIEMPOS

En la realización de estas operaciones triangulares o cruzadas, la empresa española exportadora es la responsable de contratar el embarque crosstrade para transportar las mercancías, desde el almacén de cada proveedor secundario –probablemente ubicado en diferentes países–, hasta el almacén de su cliente en el país de destino.

No obstante, las operaciones triangulares se deben llevar a cabo sin que el destinatario final pueda identificar a los distintos proveedores secundarios que hayan podido intervenir. De modo que solo la empresa proveedora principal –con la que ha suscrito la operación comercial– aparezca como referente en la documentación (factura comercial, conocimiento de embarque, lista de contenido, etc.) y los elementos identificativos (etiquetas en los embalajes, bultos, etc.).

Mediante este procedimiento, al no producirse la introducción de las mercancías en territorio español, se obtienen las ventajas de reducir los costos de transporte, evitar el pago de impuestos por nacionalización y eliminar los costos por manipulaciones. A su vez, se acortan los tiempos de tránsito, se reduce el período global de la operación comercial y se optimizan los recursos que se le dedican.

Cargo Flores conoce la particularidad de este tipo de envíos y garantiza la confidencialidad de los documentos a la hora de negociar los conocimientos de embarque (B/L), tanto los emitidos en los puertos de origen como los que se gestionen en los puertos de destino.

CARGO FLORES, LA SEGURIDAD EN CROSSTRADE

Cargo Flores, a través de su extensa red internacional de agentes propios, dispone de todos los recursos logísticos necesarios para realizar embarques crosstrade en cualquier lugar del mundo y mediante la combinación más apropiada entre los distintos modos de transporte.

Cargo Flores es un operador logístico internacional con una dilatada experiencia en operaciones triangulares, y nuestro equipo asesor posee un amplio conocimiento de la legislación aduanera y fiscal y de los medios de pago o de cobro más adecuados para cada operación.

Nuestro Departamento Cross Trade realiza un análisis de costes y riesgos de cada operación, selecciona la regla Incoterms 2010 más adecuada que se deba incluir en el contrato de compra o de venta, y asesora a la empresa exportadora sobre el procedimiento documental necesario para llevar a buen término sus compromisos. Entre esta documentación, destacan:

  •  Emisión del conocimiento de embarque marítimo (B/L) o aéreo (AWB).
  • Emisión del certificado de recepción para embarques marítimos y aéreos.
  • Documentación específica para cada tipo de mercancía.
  • Condiciones que se deben tener en cuenta cuando se utilizan créditos documentarios en las operaciones de compra o en la de venta.
  • Documentos relativos al origen de las mercancías.